Infieles lituanos al servicio de Rusia: "secretos de la OTAN revelados"

Un número creciente de personas se encuentran en prisión preventiva en Lituania: "el estado báltico continúa investigando una supuesta asociación rusa de espionaje, que es muy activa en el país".

El martes, los fiscales del gobierno pidieron una sentencia de ocho años de prisión para Roman Sheshel, acusado de dar información privilegiada a Moscú sobre las fuerzas navales de Lituania. Sheshel, un ciudadano lituano nacido en Rusia, también proporcionó a sus oficiales rusos información clasificada sobre buques de guerra pertenecientes a la Organización del Tratado del Atlántico Norte, de la que Lituania es miembro. Está acusado de trabajar para los rusos desde principios de 2015 hasta su captura por las autoridades lituanas en diciembre de 2017. El juicio se llevó a cabo a puerta cerrada para proteger los secretos de Estado.
Los fiscales del gobierno dicen que Sheshel era parte de una importante red de espías de lituanos reclutados en Rusia durante los últimos cinco años y cuyas "actividades amenazaban la seguridad nacional lituana". Entre ellos se encuentra supuestamente Alģirds Paleckis, ex parlamentario y diplomático. Paleckis nació en 1971 en Suiza, donde su padre, Justas Vincas, se desempeñó como diplomático soviético. Su abuelo, Justas Paleckis, fue una figura imponente en el Partido Comunista de Lituania, que en 1940 lideró la fusión de Lituania en la Unión Soviética. Pero su hijo, el padre de Paleckis, rompió filas con el pasado comunista de la familia y se convirtió en un destacado diputado nacionalista en 1990, cuando el país se separó de la URSS. Paleckis siguió los pasos de su padre y se unió al servicio diplomático antes de ingresar al parlamento. Pero en 2008, después de una exitosa carrera como político reformista pro occidental, Paleckis comenzó a virar hacia la izquierda, y finalmente fundó el Frente Popular Socialista Lituano, un pequeño partido de izquierda que a menudo es acusado de estar demasiado cerca de Moscú. El partido se opone a la adhesión de Lituania a la Unión Europea y la OTAN. Los críticos de Paleckis han señalado que está casado con una mujer rusa cuyo padre es conocido como un oficial de inteligencia ruso.
La agencia de noticias alemana Deutsche Welle informó la semana pasada que Paleckis atrajo la atención de los investigadores de contrainteligencia lituanos después de que "pagó por completo la hipoteca de una casa demasiado rápido". Ahora está acusado de proporcionar información a sus agentes rusos sobre una investigación del gobierno lituano sobre las redes de informantes de la era soviética en el pequeño país báltico. Ha estado en la cárcel desde octubre pasado, junto con un número no declarado de otros presuntos miembros de una supuesta red de espías rusa.

Infieles lituanos al servicio de Rusia: "secretos de la OTAN revelados"